6 may. 2015

La mayoría de las asistencias de coches eléctricos en las carreteras es por quedarse sin batería

AXA Assistance prestó servicio el año pasado a más de 600 coches eléctricos.


Aunque su implementación va a un ritmo más lento de lo que se esperaba en un inicio, la apuesta por el coche eléctrico va ganando, poco a poco, terreno en la carretera. Según datos de la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (ANFAC), en marzo de este año se matricularon en España un total de 123 turismos y todo-terrenos eléctricos, lo que representó un incremento del 251,43% respecto a marzo del año anterior, en que se registraron tan sólo 35.

Sin embargo, todavía hay algunos aspectos del coche eléctrico que se resisten. Pese a los esfuerzos de dotar las ciudades de estaciones y puntos de recarga rápidos, que en tan sólo 20 minutos llenan un 80% la batería, casi la totalidad de los automóviles eléctricos que demandan asistencia en carretera lo hacen por problemas relacionados con la autonomía.




Concretamente, de las 645 asistencias técnicas realizadas por AXA Assistance -compañía multiespecialista en la prestación de servicios de asistencia-, un 93,64% correspondieron al remolcado del coche eléctrico por un fallo en la batería. De estos casos, un total de 45 se resolvieron al instante con el Servicio de Reparación in Situ, al tratarse tan sólo de una incidencia en la recarga. "Es necesario que los conductores conozcan muy bien las características del coche que están manejando. En el caso de los automóviles eléctricos, el aire acondicionado, la radio o las luces consumen muchísima energía, por lo que hay que calcular la autonomía del coche y el trayecto a realizar", asegura el manager de AUTO, Francisco Javier Fernández.

Otros de los percances más comunes que sufren los coches eléctricos en la carretera están relacionados con el arranque, los fallos mecánicos o de motor y pinchazos de rueda. Además, por las características del coche y el bajo grado de conocimiento acerca de, por ejemplo, dónde se encuentra el punto de recarga más cercano, se registró también en 2014 un auge en la demanda de información.

Pioneros en el desarrollo de un servicio especializado
Consciente del nuevo cambio de paradigma, AXA Assistance decidió apostar firmemente por la asistencia en carretera de coches eléctricos, desarrollando desde 2012 coberturas específicas para estos coches en caso de avería y accidente.

La compañía gestiona la flota de coches eléctricos de Renault y Nissan, con varios modelos en el mercado, como el Renault Twizy, el Renault Zoe, el Nissan Leaf, Renault Kangoo eléctrico, Renault Fluence eléctrico y Nissan NV 200, que fueron los automóviles que precisaron más asistencia por remolcado el año pasado.

| Fuente: Axa | Alcance: España

Accede a nuestro foro: