11 dic. 2017

Emilio de Villota homenajeado por AMDA


AMDA (Asociación Madrileña de Distribuidores de Automóviles) ha celebrado su asamblea anual y, en esta ocasión y como colofón a la jornada asociativa, se dio paso a anunciar a la primera persona que recibe el reconocimiento de todos los asociados por su labor y sus aportaciones al sector.

"Es un honor para AMDA rendir homenaje a un madrileño que ha conducido por muchos y diferentes aspectos del mundo de la automoción, comenzó a decir Moisés González, Presidente de AMDA. Emilio de Villota comenzó su andadura como piloto y fue el pionero español que ha allanado el camino a muchos otros en el complicado circo de la Fórmula 1. Posteriormente llegó al mundo de la distribución de automóviles, siendo el primer gerente de la filial de Porsche España en Madrid y, durante esta etapa, también fue el Primer Presidente y fundador del Club Porsche España. Y como no podía dejar de ser un pionero volvió a ser fundador y Director, esta vez de una de las revistas más prestigiosas del mundo del automóvil: Car and Driver. Y puestos a emprender, nuestro premiado crea la escuela de pilotos que llevó su nombre y a la que se ha dedicado hasta fechas muy recientes", presentó así el Presidente de AMDA a Emilio de Villota.




Por su parte, Villota agradeció a los asociados asistentes el premio y recordó especialmente su etapa profesional como gerente de concesionario: "me siento como uno más de vosotros porque primero fui agente de la marca Renault y luego dirigí la filial de Porsche España en Madrid, que estaba ubicada en un emblemático local de la plaza de Cuzco. Por aquellas fechas los ficheros de ventas se manejaban en papel, no como ahora que todo es más fácil gracias a los ordenadores. Entonces las bases de datos había que fabricárselas y yo me hice la mía gracias a una revista que publicó información sobre los 1.000 empresarios más importantes de la época, a los que me dediqué a llamar de manera personalizada. Recuerdo aquellos años con mucho cariño porque fue muy competido y de mucho esfuerzo", relató Emilio de Villota en sus palabras de agradecimiento.

Emilio de Villota acabó reconociendo la labor y la tarea de los concesionarios por su esfuerzo diario duro y muy competitivo. También les deseó todo lo mejor de cara a los nuevos desafíos que se les plantean en un futuro próximo, recordándoles que les lleva en el corazón porque aún se considera un miembro más de la familia de los distribuidores de automóviles madrileños.


| Preparación: RevistaCoche.com / RevistaCoche.Blogspot.com