15 abr. 2015

120 años de Skoda

Exhibirá algunos de sus coches más representativos.


Skoda está celebrando su 120 aniversario este año, una buena razón para montar una impresionante presentación en la actual edición de Techno Classica de Essen. La marca presentará 15 fascinantes joyas en este popular evento de vehículos clásicos: desde su primera bicicleta y una selección de motocicletas bajo la marca de los nombres de los fundadores de la compañía, Laurin & Klement, hasta legendarias berlinas de lujo y elegantes descapotables de la marca Skoda, y el deportivo 130 RS del año 1975.

"Skoda es uno de los fabricantes automovilísticos más antiguos del mundo", afirma Andrea Frydlová, Directora del Skoda Museum en Mladá Boleslav. "En Techno Classica, vamos a presentar un total de 15 productos que marcaron un hito en nuestra historia", añade. El stand de Skoda está situado en el Hall 7 del Centro de Exposiciones de Essen, donde la marca presentará sus productos junto con Skoda AUTO Deutschland, su importador alemán. Techno Classica se celebra del 15 al 19 de abril de 2015.




Los inicios de Skoda se remontan a diciembre de 1895, cuando los pioneros de la movilidad Václav Laurin y Václav Klement empezaron a producir las bicicletas "Slavia" en Mladá Boleslav. Con la exhibición de la bicicleta Slavia producida por L&K, Skoda llevará a los visitantes de Techno Classica de vuelta a sus raíces.

Cuatro años más tarde, en 1899, L&K empezó a fabricar motocicletas. En el evento de Essen, se podrán ver tres de los primeros productos de la marca: la L&K Typ B (1900), la L&K Typ L 80 (1903) y la L&K Typ CCR (1905). Las motocicletas L&K lucían tecnologías progresistas para aquella época, como el motor en V de dos litros y 4,5 CV de la L&K CCR, que alcanzaba una velocidad máxima de 85 km/h.

La producción de vehículos L&K empezó en 1905, con el legendario Voiturette Typ A como primer vehículo L&K de cuatro ruedas. El siguiente modelo L&K que marcó un hito fue el L&K Typ S de 1911, uno de los vehículos expuestos en Essen. Con un motor refrigerado por agua de dos cilindros y 7 CV (1.100 cm3), este vehículo también estará presente en el Concours d'Élégance como parte de los Schloss Bensberg Classics de este año. El Laurin & Klement Typ So/200 de 1921 luce unas formas impresionantes y una atractiva carrocería turquesa.

En 1925, L&K se fusionó con Skoda, un grupo especializado en maquinaria con sede en Pilsen. Para celebrar el 90 aniversario de esta fusión, Skoda exhibirá un L&K Skoda Typ 110 Phaeton de 1928 en Techno Classica. Este modelo fue el pináculo de la producción automovilística en Mladá Boleslav de aquella época, y además forma parte de la primera gama (L&K Skoda Typ 110) de la historia de la compañía en conseguir un resultado de ventas de cuatro dígitos. Como curiosidad, este modelo lucía los logos de ambas marcas, L&K y Skoda.

En el período de entreguerras, Skoda adquirió reputación como fabricante de prestigiosas berlinas de clase superior. A finales de 1934, se lanzó el primer Skoda Superb: el Skoda 640 Superb medía 5,5 metros de largo y montaba un motor de seis cilindros y 55 CV de potencia (2.492 cc), y su nombre se inspiraba en la palabra latina "superbus" (precioso, excelente, magnífico, etc.). Desde entonces, el Superb ha sido un sinónimo de vehículo de calidad superior fabricado en Mladá Boleslav. El vehículo de dos colores presentado en Essen (Año 1 de la producción del Superb) es una de las pocas unidades de su tipo que se han podido conservar hasta la fecha. La marca produjo un total de 201 Skoda 640 Superb.

También data de los años 30 el Skoda Popular Sport Coupé "Malá dohoda", una rareza de competición de la que la compañía solo produjo tres unidades en 1937. Su nombre, "Malá dohoda", se refiere a la ocasión especial en la que se utilizó este coche. En 1937, el modelo ganó un rally que transcurrió por Checoslovaquia, Yugoslavia y Rumanía, los países que formaron parte del pacto conocido como Pequeña Entente (en checo, "Malá dohoda").

En mayo de 1946, poco después del fin de la 2ª Guerra Mundial, se lanzó el sucesor del Skoda Popular, el Skoda 1101 Tudor; en Techno Classica, los visitantes podrán admirar el Skoda 1102 Tudor, un descapotable de los años 50 que siempre genera una enorme expectación en los eventos de coches clásicos de toda Europa. Otro vehículo que va a fascinar los visitantes del encuentro es un Skoda Felicia de 1960. Este legendario y elegante descapotable deportivo de dos plazas fue producido entre 1959 y 1964 (con cerca de 15.000 unidades en total), y siempre ha sido uno de los favoritos para los amantes de los coches clásicos.

Skoda está orgullosa de sus 120 años de historia de excelencia automovilística, así como de los 114 años de éxitos en el motor de competición, y Techno Classica en Essen verá un vehículo único que apareció en la escena automovilística hace 40 años: el Skoda 130 RS. La marca celebrará el 40 aniversario de este modelo exhibiendo un total de cuatro unidades del 130 RS: dos coches de rallyes y dos vehículos de competición en circuito.

| Fuente: Skoda