31 oct. 2014

Llamadas a revisión: Audi A4; Skoda Fabia II y Roomster; Lexus IS, GS y LS; Mitsubishi i-MiEV, Lancer, ASX y Outlander; Mini


Audi llama a revisión a los modelos A4 de los años 2013, 2014 y 2015, debido a que existe la posibilidad de que los airbags delanteros no se activen en caso de accidente. En el taller, se revisará el número de bastidor y, en caso de ser necesario, se actualizará el software de la unidad de control del airbag.

Skoda llama a su paso por el taller a los modelos Fabia II y Roomster de los años 2011 al 2015. En estos coches existe la posibilidad de que se transmitan vibraciones a la tapa del filtro de combustible diésel a través de los impulsos de presión que se producen en las tuberías de combustible así como de las vibraciones del motor que aparecen durante la marcha. Como consecuencia de ello, a largo plazo la tapa del filtro se puede agrietar por el efecto de la vibración en la zona del manguito de alimentación. En el taller se revisará el número de bastidor y si el coche es uno de los afectados, se sustituirá gratuitamente el filtro de combustible diésel por otro más robusto dotado con una chapa redonda de refuerzo adicional en la zona del manguito de alimentación.



Lexus llama a revisión a los modelos GS300, GS350, GS450h, GS460, IS250C, IS250, IS-F, LS460, LS460L, LS600h y LS600hL, de los años 2005 al 2010, por riesgo de incendio debido a que la junta entre el sensor de presión del combustible y el tubo de respiración podría llegar a degradarse. Si esto ocurre, podría empezar a perder combustible, que a su vez podría ocasionar un incendio.

Mitsubishi llama a revisión al modelo eléctrico i-MiEV de los años 2010 al 2013, debido a que, por una serie de defectos técnicos, la bomba de vacío del sistema de frenado, que suministra el vacío al servofreno, podría dejar de funcionar. Si esto ocurre el coche puede llegar a tardar más en detenerse.

Mitsubishi también llama a su paso por el taller a los modelos ASX (año de modelo 2011), Lancer (del 2008 al 2011), Lancer Sportback (del 2009 al 2011), Lancer Evolution (del 2008 al 2011) y Outlander (del 2006 al 2011), debido a que se ha usado una correa de transmisión auxiliar inadecuada, con lo cual la polea de la correa de transmisión podría ejercer fuerza de forma oblicua, dañando la propia correa y la polea. En algunos casos esto conlleva que la correa se puede salir de su alojamiento, con lo cual la batería no se recargaría adecuadamente y el sistema de dirección asistida dejaría de funcionar correctamente.

Mini llama a revisión a los modelos con código e1*2007/46*0371* tanto de tres como de cinco puertas, ya que la tuerca que sujeta la brida de la placa de montaje de la rueda de repuesto de emergencia puede aflojarse, perdiéndola durante la marcha y pudiendo causar un accidente.

| Redacción: Revista Coche